jueves, 10 de diciembre de 2020

Final Fantasy IX

    Que bien se queda uno cuando salda una cuenta pendiente... vamos a situarnos. Eran finales de los 90, por aquel entonces no podía ni soñar con tener más de una consola por generación, de modo que a la hora de saltar de los 16 a los 32/64 bits tuve que devanarme los seso pero bien, y es que entre las 3 opciones que habían, todas me parecían atractivas. Finalmente me decidí por una flamante Nintendo 64, máquina con la que pasaría los siguientes años en cuanto a materia de videojuegos se refiere, no sin ser consciente de que me iba a perder grandes joyas de Saturn y PlayStation. Una de las sagas que estaban más en boga aquellos días era Final Fantasy, que con sus tres títulos para la primera consola de Sony, irrumpía en el mercado europeo con fuerza. En Nintendo 64 no había nada que de calidad contrastada que se le pareciera, y realmente no pude disfrutar de ningún juego del género que valiera la pena hasta que di el salto a Dreamcast, pero por H o por B siempre me quedé con las ganas de meterles mano, sobre todo al IX, que por algún motivo me cautivó por su diseño. Pues bien, 20 años después, gracias al GamePass, le he puesto solución al asunto.

HISTORIA
    El título arranca con Tantalus, una compañía de teatro que viaja al castillo de Alexandria con el fin aparente de representar una aclamada obra para la corte y el pueblo. El fin oculto de dicha empresa es secuestrar a la princesa Garnet. El jefe del Batallón Pluto, Steiner y un joven mago negro, Vivi, se verán envueltos sin saber cómo en dicha trama y emprenderán así una historia que les llevará a recorrer el mundo entero.



APARTADO TÉCNICO/ARTÍSTICO
    Aquí está uno de los puntos fuertes del título, sin duda alguna. El diseño de esta novena entrega recuerda muchísimo a los clásicos de NES y SNES, no en vano, vuelven a un aspecto algo más "chibi" en un mundo medieval de fantasía.
    En cuanto al rendimiento bruto, estamos ante uno de los juegos con mejores gráficos de la primera PlayStation.
    El apartado sonoro es para darle de comer aparte. Las melodías acompañan perfectamente a lo largo de todo el juego, consiguiendo erizar la piel en más de una ocasión, sobrecogiéndote, emocionándote, compungiéndote o dándote un plus de adrenalina cuando la situación lo requiere, siempre de forma acertada.



APARTADO JUGABLE
    Final Fantasy IX es el típico juego de rol por tunos japonés. El título se divide mayormente en ciudades y poblados, "mazmorras" y el overworld.
    En las ciudades y poblados encontramos todos los elementos característicos del género: posadas, tiendas de pociones, tiendas donde mejorar nuestro equipo, orfebrerías...
    En el overworld nos movemos por el mapa mundi, pudiendo ser atacados de forma aleatoria por los enemigos que pueblan el mundo de FFIX.
    En las "mazmorras", además de poder ser atacados de forma aleatoria, suelen tener una estructura de avance de tipo laberíntico con pequeños puzzles a resolver y bosses y final bosses para darlas por terminadas.
    El sistema de combate, a pesar de ser muy clásico, incluye un par de novedades como el hecho de que la acción no se detiene cuando estás seleccionando comandos, de modo que hay que ser rápido y eficaz para resolverlos.



OPINIÓN PERSONAL
    Lo cierto es que tenía muchas expectativas puestas en este juego. Mis experiencias anteriores con la saga no resultaron ser muy alentadoras, ya que habían resultado en títulos que, para mi gusto, arrancaban demasiado lentos (FFVII) o arrancaban muy bien pero hacia mitad de la aventura se desinflaban (FFXII), pero en esta ocasión el juego va a muy buen ritmo, dándote cada sesión de juego sensación de avance, sin estancamiento y en cuanto a historia no paran de suceder cosas, con giros continuos y tocando temas filosóficos, elementales y existenciales, que hacen que te quedes durante días dándole vueltas al coco.
    Sin duda, no puedo valorar el título desde el impacto que hubiera supuesto jugarlo en su época, pero se aúpa al podio de los mejores juegos que he tenido el gusto de jugar en la primera PlayStation.





6 comentarios:

  1. Es sin duda mi Final Fantasy favorito de Playstation, seguido del VIII, quizás porque vuelve al tema de la fantasía medieval de los clásicos. Me gustó mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi caso no conozco los clásicos, para mi lo son la trilogía de la primera PlayStation, pero de entre ellos el que más me gusta es el IX, también seguido del VIII.
      En mi caso también me gusta mucho la ambientación medieval de fantasía, es un estilo que le pega mucho a este tipo de juegos.

      Eliminar
  2. No los he jugado todos, porque son muchos y muy separados en el tiempo, pero al IX le tengo un aprecio especial.
    En su día lo jugué emulado (epsxe si no recuerdo mal) y la verdad que sin problema.

    Me gusta más su apartado visual, más de fantasía que VII y VIII.
    Las mecánicas para aprender nuevas habilidades a base de usar el equipo son muy asequibles, sin necesidad de meterle mucho tiempo.
    La historia cumple, tampoco es que sea rompedora.

    Y en cuanto a los personajes, tiene uno de los mejores que ha salido de toda la saga: Vivi Ornitier.
    Además de ser un buen personaje en lo referente al juego, tiene una historia que a mi me gustó más que la principal.

    Sin duda un Final Fantasy muy infravalorado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me quedan muchos por jugar, pero hasta el momento, de los que he jugado, es el que más me ha gustado.

      A mi, de los clásicos de la primera PlayStation, también es el que más me gusta en cuanto a estilo y diseño.
      El sistema de evolución de las habilidades es muy asequible, como bien dices, y que no te requiere el mismo montón de horas de farmeo, ya que si consigues el equipamiento y las habilidades necesarias se nota mucho la mejoría en cuanto a efectividad en combate de tus personajes.
      En cuanto a la historia, lo cierto es que me encantó, tanto por el hecho de que plantea momentos y situaciones de lo más variopintas y entrañables, como el abordaje de temas realmente profundos y trascendentales.

      En cuanto a los personajes, lo cierto es que me gustaron todos, por supuesto Vivi, pero también Yitán, Daga, Freija y Steiner, por poner los que más me gustaron.
      Y las historias, tanto la principal como la de los personajes, me gustaron, la de Vivi, la de Daga, la de Yitán y la de Freija sobretodo.

      En cuanto a lo que comentas, lo cierto es que comparto contigo el que en general creo que no se le tiene tan bien visto como al VII, por poner un ejemplo, y a mi juicio es un título que está completamente a la altura de las circunstancias, que al final de la vida de una máquina tan gloriosa como la primera PlayStation, hablamos de ser un juego que realmente marca un referente en el catálogo de la consola, en unas circunstancias mucho más exigentes, ya que tuvo que lidiar con el bagaje y las expectativas que había por ese entonces.

      Eliminar
  3. Es pura magia. Lo dice todo el que hayas podido disfrutarlo tanto tiempo después. En su época a mucha gente lo decepcionó por la estética medieval y algo infantil, pero con los años fue recibiendo el reconocimiento que merecía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, desde luego, el que haya dado la talla tantísimos años después, jugándolo totalmente fuera de su época, habla muy bien del título.

      En mi círculo más cercano fue un juego muy bien recibido, pero cuando di el salto a internet me sorprendió mucho que la impresión general que se tenía del juego, ya que se le hacía mucho de menos, pero por suerte parece que hoy en día se le está poniendo en el sitio que se merece.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...