domingo, 31 de julio de 2022

TOP 20 GAMECUBE


    20 años han pasado ya del lanzamiento en España de una de mis consolas favoritas, GameCube, y para celebrarlo me voy a atrever a preparar un flamante top en el que voy a mojarme acerca de cuales son mis 20 juegos favoritos del cubo de Nintendo. En 2012 ya hice un Especial 10 años de GameCube, un artículo de opinión acerca de la mitificación post-mortem de ésta y un top 5, que con el paso del tiempo ya os adelanto que ha cambiado.Así que procedamos a esta "cuenta atrás"... vamos al lío!



20. Mario Party 5
    Genial juego centrado en la experiencia multijugador, que te hacía participar en una suerte de juego de mesa en el que lanzar dados, avanzar por un tablero y batirte en duelo en frenéticos minijuegos al final de cada turno, todo con el fin de lograr más estrellas que el resto y reirte en la cara superar a tus rivales. Un juego al que le guardo un grandísimo recuerdo. Por cierto, a modo de anécdota, el modo "Historia" para un jugador me costó Dios y ayuda superarlo, ahí lo dejo! (dejo enlace por si os pica la curiosidad)




19. Dragon Ball Z Budokai 2
    Al igual que los chavales de mi generación, crecí con Bola de Drac, y por supuesto, me flipé como el que más durante la generación de los 16 bits donde hubo una versión de MegaDrive que se meó en la cara de la competencia un aluvión de títulos a cada cual mejor. Más tarde llegaría la generación de los 32 bits donde los representantes de dicha franquicia brillarían por lo cutres que eran. Así las cosas, un buen día, la saga Budokai apareció devolviéndonos la ilusión, y si bien la primera entrega fue exclusiva de PS2, su secuela se pudo disfrutar también en GameCube, de modo que por fin la saga volvía por todo lo alto a las consolas de Nintendo. En cuanto al juego sí, un titulazo de lucha "2D" con un acabado visual con el que flipábamos por la fidelidad lograda para con la serie de televisión. Además poseía un modo historia con una especie de tableros por los que avanzar que molaba mucho. En cuanto al manejo, no era un juego de lucha muy profundo precisamente, pero si muy espectacular, lo que lo convertía en todo un vicio. Un año más tarde saldría su 3ª parte, que mejoró en todo a este Budokai 2, pero no fue lanzado en GameCube, de modo que nos tenemos que quedar con este Budokai 2 como representando de la franquicia protagonizada por Goku para este top 20 de GameCube.




18. NBA Live 2005
    A pesar de que soy un yonky de NBA 2K, franquicia que opino que se contrafolla es muy superior a la de EA, lo cierto es que yo empecé en esto del baloncesto virtual con la saga NBA Live, concretamente con el 99, después pasé por el primer NBA 2K de Dreamcast y aquí me hallaba, volviendo a mis "raíces" para darme de bruces con la realidad y comprender que una vez probada la franquicia de 2K Sports no había vuelta atrás. Aún con todo esto, debo admitir que es un juego al que jugamos mucho, sobre todo en multijugador al Rey de la Pista con mi hermano y un muy buen amigo, que además tenía a bien ir actualizándome las plantillas con los últimos traspasos que iban dándose en la liga. Pasé muy buenos momentos jugado a este juego, lo que hace que hoy en día guarde un grandísimo recuerdo de él.




17. FIFA 2004
    Más o menos en la misma línea de calidad que NBA Live 2005 colocaría a este FIFA 2004. Lo cierto es que el juego me dejó un tanto frío, ya que venía de FIFA 2003, juego bastante más rápido. Aún así le guardo un buen recuerdo a este título, ya que el modo Carrera evolucionó permitiendo jugar hasta 5 temporadas consecutivas e introduciendo por primera vez en la saga las negociaciones de contrato, de forma muy superficial comparado con el complejo sistema de hoy en día, pero a la vanguardia de su época.




16. FIFA 2003
    Este FIFA 2003 lo recuerdo como uno de los saltos más grandes en cuanto a juegos de fútbol se refiere con respecto a su antecesor, y es que parece mentira que entre la edición de 2002 y esta pasara solo 1 año. El título tenía tal cantidad de detalles en todos sus aspectos que era algo asombroso para la época. Eso sí, la jugabilidad, a pesar de ser muy divertida, era demasiado arcade, impidiendo replicar jugadas reales, a años luz de la competencia, pero con todo ello, era un juego con el que disfruté una barbaridad en su época. Como veis hay mucho FIFA en la lista, y es que en aquella generación ya estaba viciadísimo a los juegos de deportes.




15. Resident Evil Zero
    Veníamos de una situación de lo más curiosa, Nintendo había pasado de ser la "compañía para niños" a ser la "casa de Resident Evil", lanzando la saga completa hasta la fecha en una misma plataforma, con ports del 2, el 3 y el Code: Veronica y un fabuloso Remake del primero de todos. Entonces llegó el momento de sacar el primera exclusivo 100%, un título completamente original para el cubo, cuyo proyecto había sido iniciado en su momento para Nintendo 64 y que resultó ser el origen de la saga. Este juego cuenta con detalles asombrosos, con ideas ciertamente innovadoras pero que no terminaron de ser satisfactorias del todo en el plano jugable (manejar 2 personajes de forma simultanea, zonas en que se nos obligaba a pasar de uno a otro forzosamente y la ausencia de baúles). Con todo y con eso, hablamos de un gran título que me gustó mucho, y a pesar de que lo colocaría bastante abajo en un hipotético top de la saga, como juego en sí es la leche.




14. SoulCalibur II
    Palabra mayores señores, la secuela del juego que marcó el pistoletazo de salida a la generación de 128 bits, elevando al estatus de mito desde un primer momento a Dreamcast, por fin estaba aquí, con una secuela que tuvo una característica de lo más curiosa: fue lanzado en PS2, GC y XB, con un personaje exclusivo para cada una de las versiones, de este modo en PS2 podíamos controlar a Heihachi, en Xbox a Spawn y en GameCube contábamos ni más ni menos que con Link, que además, al tratarse de un juego de lucha con armas blancas, venía que ni pintado. Además recuerdo cómo me sorprendió el genial modo historia, en el que ibas siguiendo una trama y disputando combates que simulaban situaciones y condiciones concretas, que por suerte vino para quedarse y muchos títulos replican hoy en día. (análisis pinchando aquí).




13. Metroid Prime 2: Echoes
    A este juego le guardo un cariño especial, primero porque es un juegazo y segundo porque siendo dificilísimo de encontrar, allá por 2013 me lo regaló mi novia, así que imaginaos la ilusión tan grande que me hizo. En cuanto al título en sí, me quedo con el primero (aunque depende un poco del día, la verdad) por el impacto, pero este cumple el cometido de coger la experiencia original y expandirla, lo que pasa es que vira a un sabor opresivo, que si bien resulta muy interesante, hace que la sensación de agobio no te permita explayarte como te gustaría en numerosas ocasiones. Con todo ello hablamos de un juego que mezcla la aventura, el plataformeo, la acción y la resolución de puzzles de una forma brillante. (análisis pinchando aquí)




12. FIFA 2005
    Aquí estamos, frente a la edición que consiguió codearse (más o menos) con PES, por fin plagiaron miraron a la competencia para hacer suyos ciertos conceptos básicos que afectan a la jugabilidad, como un uso satisfactorio de los pases al hueco o la buena implantación de un sistema de barra de energía, que permitieron dar un salto de calidad, además de contar con una velocidad y fluidez de juego muchísimo mejores que en la entrega anterior. Esta versión se quedaría como base del resto de FIFAs lanzados esa generación...




11. FIFA 06
    ... lo que en cuanto a juegos del Cubo se tradujo en FIFA 06, más y mejor, sin revoluciones, simplemente cogiendo la base que tenían del año pasado y retocándola sutilmente, para qué más? Por cierto, en ambos casos se dio un salto de calidad en el modo Carrera, ampliando el número de temporadas a 15 e introduciendo la cantera, lo que le daba un toque de lo más realista e interesante.




10. Sonic Adventure DX
    Aquí estamos, ante la gran pesadilla de todo seguero un sueño húmedo en su época, ver a Sonic en todo su esplendor, en un título ambicioso, cuidado, de calidad, corriendo en los circuitos de una consola de Nintendo. El título es un genial juego de acción y plataformas con distintas vertientes en función del personaje que escogiéramos (habían 6 disponibles) lo que lo hacía muy rejugable, amén de espectacular. Para un fan de Sonic como yo supuso la confirmación de que el erizo azul no moriría junto a la última consola de Sega, lo que a priori, era una fantástica noticia.




9. Metroid Prime
    Lo primero que me sorprendió de este genial Metroid Prime fue ver y tratar de asumir que no estaba ante un shooter en primera persona, que se trataba del mismo concepto que había convertido a la franquicia en toda una leyenda, pero llevada a las 3D y con una cámara en primera persona para conseguir una sensación de inmersión absoluta, pero no dejaba de ser la clásica aventura de acción con su botón de fijado de enemigos en base al que rotar (solo que aquí disparábamos en lugar de blandir una espada). A la fórmula había que sumarle secciones plataformeras de lo más desafiantes, resolución de puzzles, tanto de acertijos como del propio entorno en sí mismo, backtraking que hacía que volver sobre nuestros pasos después de conseguir una nueva habilidad tuviera premio, permitiéndonos llegar a lugares antes inalcanzables y acceder a nuevas secciones del mapa, haciendo que éste se expandiera continuamente y ofreciendo una sensación de exploración de lo más satisfactoria. Un juego que me sorprendió. Por cierto, techo técnico de la época sin duda alguna. (análisis pinchando aquí)




8. Mario Kart: Double Dash
    Y si arrancábamos esta entrada con un juego top en cuanto a multijugador se refiere, no es menos top este grandísimo Mario Kart: Double Dash. Cada consola de Nintendo (con salvedad de Switch) tiene su propio Mario Kart, y lejos de ser una saga que se limita a mejorar en lo técnico (como la mayoría de sagas de conducción) intenta diferenciarse con alguna característica propia. Este MK presenta la particularidad de que elegimos 2 personajes, y es que cada uno de los presentes en el juego tienen un ítem único y especial, que hace que la elección de nuestro dueto tome especial importancia (no solo por el tamaño del coche al que nos dará acceso). Además, se podía jugar a dobles el modo de pasarse las copas, lo que lo convertía en un cooperativo encubierto si querías (que es como lo jugábamos en casa), dándole otro aire diferente a lo que estábamos acostumbrados a jugar dentro de ese género. (reseña pinchando aquí)




7. Metal Gear Solid: Twin Snakes
    Juegazo defenestrado donde los haya. Soy consciente de que para la mayoría de fans de la saga, este juego no tiene status de juegazo, pero... y si os digo que es uno de mis favoritos? Para mi, el gran pero que le ponen es una característica que, si bien es cierto que en su versión de PSX no estaba (hablo del exceso de flipadas) en Sons Of Liberty también se regalan y no veo que se castigue precisamente. En cuanto al apartado técnico y jugable, utilizan el motor de MGS 2 y eso repercute, tanto en un brillante apartado gráfico como en las mejoras jugables con que contaba la secuela (apuntar y disparar en primera persona, ocultar cuerpos en las taquillas y descolgarse por barandas), lo que lo convierte en una experiencia jugable completísima. Juegazo que me he pasado varias veces y he disfrutado como un gorrino todas y cada una de ellas.




6. Resident Evil Code: Veronica X
    Hablamos sin duda alguna de uno de los mejores Resident Evil de la fórmula clásica, el auténtico Resident Evil 3 un capítulo "aparte" que sin duda amplia muchísimo el lore de la franquicia. Para mi el equilibrio perfecto entre acción, suspense, resolución de puzzles, administración de inventario y recursos, trama peliculera e interesante y un plantel de personajes con un carisma desbordante, desde los protagonistas a los villanos. El primer Resident Evil que tuve propio, que disfruté como un enano, quedándome atascado, volviéndolo a empezar superando dicho atasco para volver a atascarme más adelante y volver a tener que repetir el proceso (lo que hace que me conozca la primera mitad del juego de memoria). En lo personal le guardo un grandísimo recuerdo, ya que lo jugaba casi siempre con mi hermano y al final son momentos que se quedan grabados a fuego. (reseña pinchando aquí)




5. Super Mario Sunshine
    Muchas veces he contado la anécdota de que un día salí de casa a por una Xbox con Halo y volví con el pack de GameCube con Super Mario Sunshine... y es que algo tiene Super Mario que me fascina, y este Sunshine no es menos. A pesar de que a posteriori la gente se haya subido al carro de decir que no es para tanto que para muchos es la oveja negra de la familia, en su momento quien no tenía una GC se cagaba en tó por no poder jugar a semejante juegazo alucinábamos. Recuerdo el impacto tan enorme con el agua y sus físicas, es algo que no me esperaba y menos en un juego de Mario. Pero el caso es que este título me encanta de principio a fin, tanto en lo jugable como en lo artístico, y ahí está, en un 5º puesto dentro de mis 20 juegos favoritos de GameCube, ahí es nada.




4. The Legend Of Zelda: Twilight Princess
    El sueño hecho realidad, The Legend Of Zelda volvía al estilo Ocarina Of Time, a medio camino o con un toquecito oscuro a lo Majora´s Mask que le sentaba genial, para qué negarlo. Después del que para algunos que no tienen ni puta idea de videojuegos supuso cierta decepción (hablo, evidentemente, de Wind Waker) Nintendo nos premió con esta fabuloso Twilight Princess, que venía a ser una especie de reimaginación de la Hyrule que habíamos conocido en N64, con su Montaña de la Muerte, Kakariko, el Lago Hylia, los goron, los zora... todo. Por cierto, cuenta con uno de los mejores personajes de la saga entera, Midna, amén del mejor diseño de Zelda, Link y Ganon de todos (la Santísima Trinidad).




3. Resident Evil 4
    Y por fin llegamos al podio y lo hacemos con uno de los mejores juegos de la generación, sin duda alguna. Este juego en su época me tenía tan absorbido, que me lo pasé varias veces de seguido (y no un par precisamente). La evolución jugable que necesitaba la saga en aquel momento, a pesar de que fuera a costa de sacrificar los puzzles y la gestión de inventario y munición, pero bueno, marcaba el camino a seguir y simplemente había que ir perfilando dichos apartados (como finalmente no pasó hasta más de una década después). Por cierto, si os gustan las películas de acción con ambientación de terror de serie B, este es vuestro juego, con un elenco de personajes de lo más variados y pintorescos. (reseñita de la versión de Wii)




2. The Legend Of Zelda: Wind Waker
    The Legend Of Zelda: Supernenas, por qué no? Lo cierto es que estamos ante uno de mis 3 Zelda favoritos de todos los tiempos, ni más ni menos. El juego, además de ser super bonito, variado, desafiante, grande y todos los calificativos positivos que se os ocurran, es una carta de amor a los fans de la saga, con varios momentos a lo largo de la aventura (especialmente en el tramo final) que os dañarán de muerte en la patata, van a donde duele y hace que se te quede un regusto de haber jugado algo realmente mítico, que transciende mucho más allá de la experiencia propia de haber jugado a un gran videojuego, literalmente sientes que has vivido una enorme epopeya. (reseña aquí)




1. Resident Evil
    Y por fin llegamos a mi juego favorito de GameCube, el flamante Remake del primer Resident Evil. No os voy a contar las bondades de este título a estas alturas, ya que ha salido ya para todos los sistemas habidos y por haber, de modo que quien haya tenido curiosidad por saber qué tan bueno es ha podido hacerlo... lo que si os traigo es la siguiente anécdota. Durante 10 años consecutivos me lo pasé una vez cada verano, siempre con Chris, excepto la 10ª vez, que me lo pasé con Jill para darle carpetazo definitivamente y no volver a jugarlo jamás. Me sé el juego de pe a pa y a pesar de que soy consciente de que ha envejecido mal (hablo solo del sistema de control, técnica y artísticamente sigue siendo muy top) tengo un recuerdo mágico de él. (reseña aquí)





    Y hasta aquí este top 20 para celebrar el 20º aniversario de GameCube en España. Y ahora os animo a vosotros a que me comentéis aquí abajo cuales son vuestros juegos favoritos del Cubo. Por cierto, yo tuve la morada y vosotros?



3 comentarios:

  1. Yo probé pocos, pero para mí, siempre el Metroid Prime 1 fue mi favorito (el 2 era muy difícil, por el tema de la munición de los rayos), junto con el Pokémon Colosseum 1. El Mario Sunshine me pareció muy refrescante (juas) aunque a veces era jodido de pelotas y el Mario kart... Aún tengo que acabarlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Metroid Prime es que es un juego que creo que no deja indiferente a nadie, realmente aúna un montón de estilos diferentes y lo hace realmente bien y de forma muy consistente.

      El 2, como bien apuntas, era más complicado, a mi juicio el primero tenía un mejor equilibrio, pero ojo, que hablamos de otro juegazo, sin duda alguna.

      Pokemon Colossum es un juego que no ha entrado en mi top pero que también disfruté muchísimo... es que mira que he hecho un top 20, pero aún así se me han quedado fuera grandes juegos como este, Tales Of Symphonya, Tony Hawk´s Pro Skater 4, Phantasy Star Online I&II, Star Wars: Rogue Leader, Pikmin... vamos, un montón!

      Coincido contigo con respecto a Mario Sunshine y en cuanto a Mario Kart, te animo a darle duro, merece mucho la pena.

      Eliminar
  2. Una lista muy completa y variada, sí señor.
    GameCube es una consola que merece amor, y quizá mayor reconocimiento del que obtuvo.
    Pero quienes la compramos en su momento sabemos que es capaz de ofrecer lo mejor, y de sorprender a más de uno incluso en la actualidad.
    No estoy muy activo últimamente, pero siempre es un placer leerte compañero.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...